Creen que como mucho por estar gordo.

La empresa en la que trabajo tiene por tradición hacer eventos o convivios cada dos meses. Por lo general se trata de contratar a alguna taquería o restaurante que ofrezcan el servicio de ir y preparar la comida allí mismo en nuestras oficinas. No se preocupen, tenemos un lugar dedicado a esos menesteres, sin embargo, hemos de admitir que es muy rico y cómodo que te preparen los taquitos justo en el lugar donde trabajas.

Por lo general son servicios ilimitados, entonces, vamos pasando por áreas y pedimos “lo que pensamos que nos vamos a comer” en una primera ronda. Ya que el resto de los empleados haya pasado podemos volver a formarnos para “rematar”, por supuesto hay bebidas frescas, refrescos y cervezas.

Es molesto y hasta cierto punto discriminatorio que uno, por ser de talla grande, piensen que comerá particularmente mucho. Eso es mentira, de hecho, soy una persona que come bastante normal a comparación de mis amigos. En esta ocasión los tacos seleccionados fueron unos de mi ciudad bastante famosos que ofrecen de cabeza, costilla y carnita asada. Yo no voy a comer de carne asada porque básicamente puedo comerlos cualquier día, pero de cabeza y costilla definitivamente si quería. La primera ronda se limitó a un máximo de 6 tacos por persona de los cuales me comí 4. Después me entero por comentarios que hubo personas que se comieron hasta 12 o 16 tacos, una barbaridad. Lo molesto y mi punto es que vienen personitas a decirme: “nah, no te creo que hayas comido tan poco”, “comete otros 6”, etc.

No chavos, no todos los gordos comemos mucho. De hecho, no me gusta el pan ni los dulces, no como chocolates, no me gustan las donas, odio las garnachas y no me gusta el café. Yo creo que quizá lo que me tiene gordo es el hecho de que hay días en que sencillamente no como, o como una sola vez, hay días en que sobrevivo con puras sodas o bebidas energéticas y otros en los que si me siento tranquilamente a comerme una buena pieza de pollo.

En fin, ya me desahogué y quizá pensándolo bien solo se trata de educar a mis compañeros, de que se den cuenta que los estereotipos son solo eso y no siempre encajan con la realidad.

He dicho.



Debe estar identificado para ver los comentarios o dejar uno.

Entrar a Ymipollo

¿ping? ¡pong! Ymipollo © ¿ping? ¡pong 1!